Reaniman en Granma los consultorios del médico de la familia

Comparte
    El consultorio de San Pablo de Yao atiende a más de 1 100 pobladores de la zona. Foto: Gisselle Morales. Diario Granma

Bayamo, 20 feb (ACN) Perfeccionar los indicadores de la atención primaria de salud a través del buen funcionamiento de los Consultorios del Médico de la Familia (CMF) es una de las prioridades en la provincia de Granma para el año en curso.

Con el objetivo de retomar la características fundacionales de los CMF, que en el caso de la esta oriental provincia benefician a la población urbana y a las comunidades pertenecientes al Plan Turquino, han sido incrementadas las acciones de reparación de los consultorios y su equipamiento técnico.

El doctor Gilberto Peña Sánchez, director en funciones del sectorial de salud en el territorio, resaltó durante el balance anual de ese sector que las principales dificultades aquí en la atención primaria de salud radican en los locales compartidos y los problemas de abasto de agua, situaciones que afecta la calidad del servicio.

También insistió en la necesidad de completar los equipos básicos de salud con obstetras, pediatras y demás especialistas, que unidos al médico de la familia garanticen una atención especializada a los pacientes en los consejos populares.

Peña Sánchez destacó la importancia de elevar el confort de los locales y lograr una cobertura médica estable que ejecute los procedimientos clínicos programados para esas instituciones, con el objetivo de brindar un mejor servicio a la población.

Roberto Rosales Rosa, director de Salud en Buey Arriba, dijo durante el encuentro que en los 28 consultorios del médico de la familia de ese montañoso municipio se ha logrado una estabilidad en la permanencia de los galenos, y se han garantizado las condiciones mínimas para su estancia.

En los 793 CMF de la provincia de Granma se realizan consultas diarias, además el personal de salud visita de forma frecuente los hogares para caracterizar la zona e identificar las principales patologías.

Impulsar los conceptos fundacionales del programa del médico y la enfermera de la familia permitirá satisfacer un alto porcentaje de las necesidades de salud de la población en la atención primaria, además permitirá continuar el trabajo de prevención epidemiológica en cada comunidad.

Maité Rizo Cedeño

Licenciada en Periodismo de la Universidad de Holguín (2016). Actual corresponsal de la Agencia Cubana de Noticias en la provincia Granma. Colaboradora de nuestro sitio web.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × uno =